Polos de nectarina y plátano

¡Hola reposteros!

Aquí estoy de nuevo, una semana más. ¡Ya he vuelto a coger el hábito! Esperemos que dure… Y os adelanto también que trataré de retomar el canal de Youtube, ¿os acordáis? Qué pintaza tenían esas recetas: la mega cookie con nubes, el cheesecake con dulce de leche o las magdalenas de limón y lemon curd… Por si tenéis demasiadas ganas de un nuevo video, por aquí os dejo los anteriores, para que vayáis abriendo boca.

Y nos centramos ya en la receta de hoy. Unos polos de fruta riquísimos y sobre todo refrescantes, para amenizar vuestras tardes de verano. Además, no tienen huevo, leche, nata, harina… Vamos, que son aptos para intolerantes a la lactosa y al huevo, y estupendos para cualquier persona que quiera darse un capricho dulce sin pasarse con las calorías…

IMG_5907

Aquí os dejo la receta, ¡espero que os guste!

Receta de polos de nectarina y plátano (para unos 5 polos, depende de la capacidad de vuestro molde)

Ingredientes:

  • Medio plátano un poco maduro
  • Una nectarina cortada en taquitos
  • 60 g de azúcar blanco
  • 60 g de agua
  • Jugo de medio limón
  • Unas hojitas de menta o hierbabuena para decorar
FullSizeRender 19

Mis moldes son de Ikea, como ya os dije en una ocasión. Pero podéis usar el envase de un yogur, ¡como cuando éramos pequeños! 

Instrucciones:

Comenzamos preparando un almíbar con el azúcar y el agua, para aportar el componente líquido. Tan solo tenemos que colocar ambos ingredientes en un cazo y calentarlo hasta que comience a hervir. Lo retiramos del fuego y esperamos a que se temple un poco.

FullSizeRender 18

Minutos después, ponemos la fruta y el jugo de limón en una batidora e incorporamos el almíbar. Trituramos hasta que obtengamos una “masa” relativamente liquida (tiene una consistencia similar a la de un batido, un smoothie) y la vertemos en nuestros moldes hasta casi llenarlos. Yo puse entonces una hojita de menta en la masa, justo en el borde del molde para que le diera un toque de color.

FullSizeRender 20

Solo nos queda esperar unas 6 horas, hasta que estén totalmente helados y entonces… ¡a disfrutar! Más fácil, imposible. Y más sano, imposible también.

Ya sabéis, si queréis un postre rico, fresco y saludable… ¡Este es vuestro sitio! Nos vemos la semana que viene y como siempre, decidme en comentarios que os ha parecido la receta y si os apetece que prepare algo en particular, estoy abierta a todas vuestras sugerencias.

¡Besos!

 

 

Polos de tarta de lima

¡Hola a todos reposteros!

En el post de hoy os traigo la receta de los polos de tarta de lima. Lo sé, igual llego un poco tarde y esta receta hubiera sido más apropiada a principios de verano… Pero yo creo que por eso precisamente me ha apetecido prepararosla ahora. Estamos en el momento en el que el verano va terminando, las tardes se acortan, los árboles se tiñen de granate o color chocolate y los niños vuelven a los colegios y los abrigos salen del armario de nuevo. Por eso justamente ahora es cuando mas me apetece comerme un polo de lima, ácido y refrescante, la más pura esencia del verano; y recordar los cálidos días de estos tres meses de descanso.

image

Asi que, tras esta “melancólica” introducción aquí os presento la receta de estos polos de tarta de lima, para que también vosotros podáis recordar este verano que esta a punto de terminar.

Receta para unos 6 polos de tarta de lima (basada en la receta de los Key Lime Pie Popsicles de The Attune Foods)

Ingredientes para el sirope de lima

  • Media tacita de agua
  • Media tacita de zumo de lima
  • Media tacita de azúcar

Instrucciones:

En un cazo pequeño echamos el agua, el zumo y el azúcar y calentamos hasta que el azúcar se disuelva. Removemos bien y dejamos templar.

image

Ingredientes para los polos

  • 2 yogures griegos naturales o 2 de sabor limón
  • Una tacita y dos cucharadas del sirope de lima
  • Una cucharadita de extracto de vainilla
  • Dos o tres galletas

Instrucciones:

Mezclamos los yogures (yo use dos de limón porque me encanta el sabor ácido. Si no os gusta mucho es mejor que uséis los yogures naturales y el sabor será más suave) junto con sirope y la vainilla hasta que este bien cremoso y bien mezclado. Una vez listo lo introducimos en nuestro molde para polos, o si no tenéis podéis usar un envase de yogur (como cuando éramos pequeños y congelábamos los petisuis). No lo llenéis hasta el borde.

Mientras, en un bol mezclamos las galletas que previamente habremos triturado o machacado (yo use dos Campurrianas, que son las que mas me gustan, pero podéis usar las que queráis) con un par de cucharadas del sirope de lima y mezclamos bien. Cogemos una cucharada de la mezcla de galletas y lo colocamos sobre nuestra masa de polos, apretando un poco. Por ultimo clavamos el palito sobre la masa.

El molde para polos es de Ikea. El otro día me pase por allí y me compre unas cuantas cosillas. ¡Os las iré enseñando!

El molde para polos es de Ikea. El otro día me pase por allí y me compre unas cuantas cosillas. ¡Os las iré enseñando!

A continuación lo metemos al congelador y lo dejamos enfríar al menos unas 6 horas, si es un poco más, mejor. Ya tenemos nuestros polos listos para degustar “respirando la ultima tarde del verano”

Podeis dejarme todas vuestras dudas, comentarios o simplemente como vais sobrellevando vosotros esta depresión pre-trabajo-instituto.

Muchos besos, Clara.

Pd: Esta receta va dedicada a todos los que habéis hecho que este verano sea inolvidable: familia, mis amigas tts, el equipo Road to Gredos y los chicos de San Adrián de Juarros. ¡Gracias!

Helado-mousse de Nocilla y cookies

image

En este primer post-receta os traigo un delicioso helado-mousse de Nocilla y cookies, perfecto para estos días, ya que aparte de que el calorcito seguirá un tiempo más, estamos justo en esta época del año en la cual aun sigue siendo verano… pero todos estamos deprimidos y aterrados a partes iguales por el nuevo curso que empieza (en mi caso por el temido segundo de bachillerato) o por la vuelta al trabajo.

Aprovechando que el verano ya termina y podemos dejar las dietas y operaciones bikinis variadas para lucir tipazo en verano y con la depresión post-verano que tenemos encima, vamos a darnos un buen atracón a helado y… ¡A olvidar las penas! (Al menos mientras quede helado en la tarrina… )

image

Receta para el helado-mousse de Nocilla y cookies (basado en la receta: Helado Rocky Road, de Alma Obregón)

Ingredientes para una tarrina (6-8 personas aprox)

  • 400 ml de nata de montar
  • 50 ml de leche
  • 120 gramos de Nocilla de dos colores (la que tiene chocolate blanco y negro)
  • 50 gramos de azucar
  • Pepitas de chocolate blanco y negro
  • Cookies u otro tipo de galletas en trocitos
  • Sirope de chocolate para decorar

Instrucciones:

En primer lugar, mezclamos en un bol la Nocilla, la nata y el azúcar hasta que este bien mezclado. Incorporamos la leche y batimos de nuevo.

A continuacion, añadimos las pepitas y las cookies. También podéis añadir nueces, avellanas o lacasitos, lo que mas os guste.

Ahora tenemos dos caminos a seguir. Si sois afortunados o ricos y tenéis heladera en vuestra cocina, introducid simplemente la mezcla en la heladera y esperad hasta tener un helado cremoso (unos 20 min aprox), luego introducidlo en el congelador durante una hora para que coja firmeza y vuestro postre estará listo.

Y, si no la tenéis, como es mi caso, os tendréis que apañar con una batidora eléctrica de varillas. Colocad la mezcla en un recipiente de paredes altas (para que al batir la masa no salga volando), pero que quepa en vuestro congelador. Yo uso un tupper de tamaño similar a una tarrina de helado, pero un poco más alto. Introducidlo en el congelador durante una hora. Transcurrido el tiempo, sacadlo y batid con la batidora eléctrica a una potencia alta durante unos 3 minutos. Volved a meterlo en el congelador. Y repetid este paso 4 veces. Si, 4 veces. Se que puede parecer costoso, pero al final tiene su recompensa.

Tras este proceso, dejad que el helado coja firmeza durante 4 horas al menos. Pero si no podéis esperar a probarlo, dejadlo una hora para que se enfríe un poco mas y tendréis una deliciosa mousse.

Emplatad en vasitos, cucuruchos o boles y decorad con sirope de chocolate y mas pepitas o cookies, a vuestro gusto.

image

Espero que os atreváis a prepararlo, porque seguro que no os decepcionara. ¡Que tengáis un “feliz” final de verano!

Besos, Clara.